Pesca de pejerrey en Santiago de Chile

Esta especie es una de las más atractivas de las aguas de la capital. La pesca de pejerrey en Santiago de Chile se presenta interesante desde el momento que visualizamos las bellezas naturales en las que se desarrolla. Varias agencias turísticas de la ciudad ofrecen excursiones a los centros más atractivos en donde se realiza pesca deportiva. A pesar de algunas diferencias, la pesca del pejerrey chileno requiere casi las mismas técnicas que la pesca de trucha.

Es muy importante para la pesca de pejerrey en Santiago de Chile tener conocimientos previos sobre las características del animal. El tipo de pejerrey que se encuentra en las corrientes de la región metropolitana es el “pejerrey de aguas corrientes o chileno”; la característica propia de esta especie son sus premaxilares protráctiles. Además, su cabeza y su boca son más pequeñas y presenta un cuerpo esbelto con un leve ensanchamiento en el sector abdominal. Su lomo es de color oscuro para poder mimetizarse con el fondo del río o laguna. El tamaño promedio de ejemplares atrapados es de unos 20 centímetros.

Los más experimentados saben del excelente instinto de conservación que posee este animal, lo que provoca que el pez sea sumamente selectivo a la hora de alimentarse. Además, es capaz de detectar diversas anomalías dentro del agua y en las riberas. Por lo tanto, hay que ser muy cuidadoso para no espantarlo. Por lo general, la pesca de pejerrey en Santiago de Chile presenta una característica común a todos los cauces y estanques: cuando se pesca un ejemplar en un sitio determinado, se podrá repetir la experiencia sin grandes inconvenientes. Esto se debe a que los pejerreyes se trasladan en cardúmenes.

Los principiantes podrán aprovechar las zonas de remanso o los embalses de la región metropolitana. La pesca de pejerrey en Santiago de Chile es más fácil en aguas calmas. En estos lugares se pueden apreciar los cardúmenes e incluso algunos peces solitarios, gracias al reflejo del sol en su costado plateado. Teniendo en cuenta la alimentación natural de estos animales, se los intenta atrapar mediante la pesca con mosca.

Consejos para la pesca de pejerrey en Santiago de Chile

. Elegir un buen lugar: es necesario realizar una inspección en distintos sectores naturales de los que se tengan datos certeros sobre la presencia de este pez. Por lo general, los espacios de pozones y corrientes suaves albergan una mayor cantidad de pejerreyes. Algunos factores que delatan al animal son los saltos fuera del agua, la bajada de insectos hacia la superficie y el avistamiento de cardúmenes. Tome los recaudos necesarios para no alertar al pez de su presencia.

. Seleccionar el señuelo adecuado: si existen insectos sobre la superficie del agua, utilice una mosca seca con características similares; si ocurre lo contrario, es menester usar una ninfa pequeña.

. Optar por un sitio de lanzamiento: el primer lanzamiento debe realizarse los más lejos posible de la zona donde supuestamente hay pejerreyes. Si el cauce es poco profundo, el pescador puede introducirse en él y efectuar lanzamientos hacia las orillas, sector predilecto por el pejerrey chileno.

. Poner en acción una técnica que atraiga al pez hacia la mosca: el pejerrey es una animal al que el movimiento lo atrae; por esta razón, la línea debe recogerse permanentemente mediante cortos movimientos. En aguas calmas se podrá percibir el movimiento del pez a través de las ondulaciones del agua; en este caso, habrá que seguirlo con el movimiento de la línea.

. Una vez que el pez haya mordido el anzuelo, no maniobrar de manera brusca o violenta: la clavada debe realizarse de un solo movimiento y, posteriormente, la recogida no debe efectuarse rápidamente. La lucha del pejerrey chileno por liberarse genera una adrenalina que sólo los que practicaron pesca de pejerrey en Santiago de Chile han experimentado.

Un saludo. www.sepesca.com